Los Gringos De la Fuente, Charlier y Vidal- Reseña Cómic

Los gringos reseña integral

En Los Gringos la lectura nos conduce a la revolución mexicana tardía, caracterizada por unos diálogos de marco realista que vehicula con un dibujo que se beneficia de una línea fina y muy clásica.

 

Lo primero que descubrimos son a dos héroes que reaccionan al relato. Pete, un especialista en el manejo de los explosivos que presume de interesarse únicamente por el dinero y a Chett, un aviador y un dandi que actúa por la causa misma… En un viciado exceso de giros y persecuciones.

Pete y Chett

La serie estaba influenciada por un veterano e inspirado guionista llamado Jean-Michel Charlier, se le reconoce rápidamente a medida que avanzamos. Creador de sagas tan importantes como las de “Barbarroja“, “Jim Cutlass o, “Blueberry“. Y con un vasto conocimiento de la historia de América del Norte, de finales del siglo XIX y principios del XX. El argumentista belga Charlier, concentra el peso narrativo en la acción, imprimiendo un dinamismo que se entremezcla hábilmente con sucesos reales.

La historia en las páginas se describen por un territorio fronterizo, con una fecha que mira al pasado. Marzo de 1912, servido en la página por el lápiz De La Fuente, que convierte en historieta un escenario lleno de personajes que complementan el perfil de fresco histórico.

 

 

Los Gringos De la Fuente, Charlier y Vidal
Los Gringos De la Fuente, Charlier y Vidal

Los álbumes que conforman este integral se reúne en los siguientes títulos, 1:Viva la Revolución. 2:Viva Villa. 3: Viva Adelita. 4: Viva México. 5: Viva Blueberry y, 6: Viva Zapata.

 

Charlier se mostraba fascinado por la figura mítica de Villa, en él se condensaban los ingredientes clásicos de la historia y del wéstern, la violencia omnipresente entre los gringos y un grupo de orozquistas dan lugar a notas a pie de página, el peso narrativo recae en generosos bloques de texto. Los estereotipos de la revolución nos sumerge en un corazón revuelto del descontento popular, emociones encontradas entre los protagonistas de una lucha que se materializó en varios ejércitos armados, Emilio Zapata, al Sur de México y el de Francico Pancho “Villa” al Norte.

En el apartado estético, el paisaje era un personaje más. Victor De La Fuente (Ardisana de Llanes, 1927-París, 2010) es el artesano. Empezó su carrera en España, entre 1944 y 1959 residió en Chile y consolidó su aprendizaje en el campo de la publicidad, en diferentes agencias chilenas, con los años llegó a fundar la suya propia.

Volvió a España en los años 60, su trazo robusto y vitalmente atmosférico despierta admiración y trabaja para las agencias londinenses a través de la sucursal Selecciones Ilustradas. Con Victor Mora creó el personaje Sunday, Mathai-Dor y Haxtur, su creación más importante que ideó para la revista Trinca. En (1975) se encargó del guión y de los dibujos de la serie Amargo. Terminó por establecerse en Francia, trabajando en varios proyectos.

 

 

Desde el sencillo punto de partida cada álbum nos lleva al fascinante paso atronador de la Historia.

 

 

 

Los gringos.

La línea de la serie se desgrana en la frontera, una superficie compuesta por un trazado de 3169 km, a cincuenta millas al sureste de El paso, en las montañas Quitman y cerca de la linde mexicana, un escenario muy común al género. La viñeta esta dibuja en el mínimo espacio, invadido de piedras y desierto, donde habitan un pistolero de fortuna y un pionero piloto de aeroplanos. México era un país en conflicto, con una población hastiada por la opresión, la miseria y una poderosa clase dirigente.

Pete obliga a Chett, a punta de pistola, a cruzar Rio Grande. La desesperación les lleva a unir fuerzas con Pancho Villa, unas páginas magistralmente ejecutadas conforme avanzas la lectura, se desmelena una escenario de conflictos constantes que se extiende desde 1910 a 1917. Con un lenguaje y composición perpetuados y publicado por la editorial  Ponent Mon, conocida ya por satisfacer los gustos más exquisitos de los lectores más exigentes y destacando por la recuperación de los grandes clásicos del cómic.

 

Los Gringos De la Fuente, Charlier y Vidal es una obra esencial de la bande dessinée franco-belga del último siglo.

 

Posteriormente al segundo álbum, el guión se hizo más sólido y coherente. Después de una pausa de doce años, habiendo fallecido ya Charlier, Guy Vidal (1939-2002) decidió continuarla abordando a las mujeres guerrilleras mexicanas. Las “adelitas”, unos personajes deben decantarse por el recurso y ritmo narrativo, el tercer tomo “Viva Adelita” se publica en 1992, un tempo narrativo donde la naturaleza de los relatos cambia, Villa se arrincona y se salpimientan los personajes centrales, que acabaran enamorándose. Vidal sitúa un conjunto de aventuras de acción caracterizadas por la redimensión de los mitos. Con una poderosa documentación de base la serie rescatará a Blueberry, que con Pete y Chett se centran alrededor de una expansiva familia india. El sexto y último episodio es reducido al mínimo absoluto.

El fondo histórico en Los Gringos incide constantemente en el color arenoso, triturado por la pigmentación amarillenta. En una paleta de ambiente plano y de códices aventureros.

 

Una serie de inspiración histórica y por supuesto imprescindible para el público español, una obra del asturiano Víctor De La Fuente, hermano mayor de los también dibujantes Chiqui y Ramón de la Fuente. Se puede apreciar el arte de la ilustración que despierta al detalle y la acción. Repartida en una equilibrada tabla de plantilla individual, De La Fuente le da formato a las imágenes para que puedas moverlas al antojo de tu imaginación.

Los Gringos De la Fuente, Charlier y Vidal forman ya parte de la historia, en el listado de los imprescindibles del cómic europeo.

 


Les puede interesar:

Largo Winch. Van Hamme y Phillippe Franq – Reseña Cómic

Jerry Spring de Jijé – Reseña

Jeremiah integrales- Hermann – Reseña

Reseña – Marshal Blueberry


 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *