La Espada Salvaje de Conan Nº 62, Nº 63 Y Nº 64-Reseña Cómics

LA ESPADA SALVAJE DE CONA

Este cómic es una reliquia histórica y perderse junto a su protagonista, es el deber de todo lector que esté buscando buenos guiones y, sobre todo dibujos espectaculares que dejen con la boca abierta a los que se acerquen a sus páginas.

Las Leyendas de Conan el Bárbaro se publicaron en nuestro país en los años ochenta principalmente en tres colecciones: Conan el Bárbaro, Conan Rey y La Espada Salvaje de Conan. Cada una tenía sus diferencias y, aunque todas tenían el género base de “la brujería y la espada” en las tres colecciones se veía un Conan diferente, mención especial a Conan Rey, donde se veía un personaje mucho más apegado al trono, pero sin desmerecer una buena pelea. Los números que hoy vamos a reseñar se encuentran encuadernados en la publicación mensual “La Serie Oro” de Comics Forum. Este álbum, en edición de súper lujo para la época en la que estamos, contiene, además de los tres números de Conan, uno o dos episodios del “Rey Kull” en cada número, personaje con muchas similitudes al bárbaro Conan.

LA ESPADA SALVAJE DE CONAn
La Espada Salvaje de Conan

En el número 62 de “La Espada Salvaje de Conan”, guionizado por Don Kraar, dibujado por Gary Kwapisz y titulado “Vendrá un oscuro extranjero…vemos cómo Conan se convierte en el protagonista de una antigua profecía que dice que pronto, alguien llegará a la ciudad de Khybalpara liberarla de Rashad Khan y sus mercenarios y liberará al sucesor al trono, el príncipe Aziz. ¿Será cierto lo que dice el profeta?

En este mismo número también encontramos una historia de “Kull, el Conquistador” guionizada por Charles Dixon, dibujada por Geof Isherwood y que se titula “¡Desde el más allá!”. En ella vemos cómo un espectro resucita a un poderoso guerrero que tiene por misión acabar con Kull y obtener el Trono de Topacio de Valusia.

LA ESPADA SALVAJE DE CONAN Reseña
La Espada Salvaje de Conan

En el número 63 de “La Espada Salvaje de Conan”, guionizado por Jim Owsley, dibujado por Gary Kwapisz y titulado “En el altar del Dios Carnero”, vemos cómo Conan ha encontrado trabajo de guardaespaldas de un rico mercader de la ciudad de Zemizar, llamado Slogg. Unos guerreros fieles al dios Shab Delanzar, el Dios Carnero, intentarán asesinar a Slogg, a su mujer, Lissandra, y al bebé de ambos, pero Conan lo evitará. El Sumo Sacerdote de la “Hermandad”, servidores de Shab Delanzar, le contará a Conan la verdadera historia de Slogg. Aun así, Conan seguirá del lado del rico mercader. Conan y Lissandra serán atacados mientras pasean por los barrios bajos de la ciudad. Conan irá a ver a una bruja adivina para que le cuente su futuro, ya que no está muy seguro de seguir del lado de Slogg. La bruja le cuenta que mil jóvenes deben morir y que sólo falta uno. Entonces, Conan cae en la cuenta de que los asaltantes iban a por el hijo de Slogg y Lissandra y que es la propia Lissandra la que está detrás de todo. La mujer de Slogg huye con su hijo en brazos y se esconde en unas catacumbas, perseguida por Conan, Slogg y sus guerreros. Lissandra junto con los fieles del dios Shab Delanzar, el Dios Carnero, pondrán en un altar al niño, pero Conan conseguirá salvarlo. Slogg y Lissandra caerán y su bebé será puesto a buen recaudo con una nueva familia.

Como complemento a esta historia se añaden dos relatos del Rey Kull:

El primero está guionizado por Chuck Dixon, dibujado por Geof Isherwood y se titula “La noche del mono”. En él vemos cómo las gentes de Valusia celebran las fiestas del Dios del Mal, el Dios-Mono. El Rey Kull está cansado de tanta celebración. El grito de una mujer pone en alerta a todos los guerreros que persiguen al asesino hasta una escotilla que da a las cloacas. Los guerreros y el Rey Kull se dividen para seguir la pista del asesino, que les lleva hasta el verdadero Dios del Mal, el Dios-Mono. El Rey Kull y los suyos acabarán con el Dios-Mono y sus fieles.

El segundo relato está guionizado por Charles Dixon, dibujado por Geof Isherwood y se titula “El horror”. En él vemos cómo decapitan a Dehjmahl, jurando que la muerte no es un obstáculo para él. El Rey Kull ordenará que destrocen su cuerpo y desparramen sus entrañas por todo el reino, pero los discípulos de Ohris conseguirán recuperar todas las partes de su cuerpo. El Rey Kull llegará a tiempo para que unan todas las partes y la cabeza de Ohris Dehjmahl será lanzada en el interior de un cofre cubierto de cadenas a lo más profundo del océano.

LA ESPADA SALVAJE DE CONA

En el número 64 de “La Espada Salvaje de Conan”, guionizado por Larry Yakata, dibujado por Gary Kwapisz y titulado “El mercenario”, vemos cómo tras una buena racha en las mesas de juego, Conan es atacado por sorpresa a los pies del monte Varna y resulta herido. Le ayudará un desconocido que le llevará a casa de su madre hasta que esté recuperado. Una vez restablecido, el bárbaro se marchará y el joven, llamado Petrus, le seguirá. Conan le enseñará a usar la espada y, tras una breve pelea contra unos asaltantes de un carro, ambos se separarán y quedarán en verse en Vasala en cuatro días. Conan llega a tiempo a la cita, pero Petrus no porque se ha alistado a un ejército de campesinos. Una semana después, el hijo del rey Khumir contratará a Conan para proteger su fortaleza del ejército de campesinos. Petrus y Conan no saben que están luchando en bandos contrarios hasta que la batalla y el asedio acaban. Entonces, Conan encontrará a Petrus muerto en el campo de batalla, marchándose con la guerra ganada, pero con la tristeza en su corazón.

Tras la historia de Conan, se añade un relato complementario de Kull, el Conquistador, guionizado por Charles Dixon, dibujado por Valdis Semeiks y titulado “Uno contra todos”. En ella el Rey Kull cuenta la historia de por qué no siguió siendo gladiador. Apostó y ganó todo lo que tenía a un poderoso gobernador, maestro del circo de gladiadores, en un salón de juegos. Kull, se dio cuenta demasiado tarde del lio en el que se había metido pues, en una batalla como gladiador en la arena donde normalmente no acaban con la vida de los luchadores, ordenada por ese gobernador, intentarán acabar con su vida a toda costa. Luchadores a pie, en carros tirados por caballos y hasta un oso intentarán acabar con la vida de Kull. Siendo esto imposible, el gobernador ordenará a sus arqueros que disparen contra Kull, pero el Rey Borna lo evitará y en la actualidad el gobernador rema en la galera del Rey Kull.

La Espada Salvaje de Conan” es todo lo que un lector ávido de aventuras puede pedir, buenos guiones y es-pec-ta-cu-la-res dibujos bitonales. Sin duda, la magia que produce la lectura de sus páginas, embaucará a los seguidores de este bárbaro con alma de héroe.

Por: David Cercas.

 


Les puede interesar:

Viaje a Júpiter de Segundo de Chomón-Reseña

Autor Colaborador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies